64.5 F
New York
Sunday, June 20, 2021

Tasa de vacunación juvenil se estanca en CT

Los expertos responden a la pregunta: “¿Cómo afectará eso a la vuelta a la normalidad?”

Te puede interesar

- Publicidad -

BRIDGEPORT.- El progreso en la vacunación de los jóvenes de 12 a 15 años parece estar estancándose, y aunque los expertos y funcionarios esperan que se recupere en un futuro, aseguran que hay motivos para preocuparse.

El 2 de junio pasado, el Estado informó que 59 mil 830 niños en este grupo de edad habían recibido al menos una dosis de la vacuna Pfizer-BioNTech, un aumento de aproximadamente 7 mil con respecto a la semana anterior.

El número de niños completamente vacunados aumentó de 91 a 127 en la misma semana.

Fue un aumento relativamente pequeño en comparación con la forma en que el número de vacunaciones en ese grupo de edad aumentó a más del doble entre el 26 y el 19 de mayo, cuando 25 mil 556 jóvenes de 12 a 15 años habían recibido al menos una dosis y 29 estaban completamente vacunados.

“Sí, las tasas de vacunación se han estancado muy rápidamente entre los jóvenes de 12 a 15 años”, dijo en tono de preocupación Peter Yazbak, portavoz del Departamento de Educación del Estado.

Agregó que la participación ha variado sustancialmente entre los cientos de clínicas estudiantiles que se han llevado a cabo en las últimas ocho semanas.

“Hemos visto que solo un puñado de estudiantes se vacunó (en algunas clínicas). Otros han vacunado a más de mil estudiantes en un solo evento”, comentó Yazbak.

La variada participación tiene varias causas, de acuerdo con Yazbak, incluida la vacilación a la vacuna entre los padres de niños en este grupo de edad.

Esto podría haber aumentado el mes pasado por los informes de un músculo cardíaco inflamado, también conocido como miocarditis, en algunos jóvenes que recibieron la vacuna Pfizer.

La vacuna Pfizer-BioNTech es la única aprobada para los menores de 18 años. Moderna dijo que planea solicitar a la U.S. Food and Drug Administration (FDA) de una autorización de emergencia para administrar su vacuna a los niños.

Aunque es comprensible que algunos padres aún tengan dudas sobre la vacunación de los niños adolescentes, los beneficios superan los riesgos, indicó el doctor Daniel Gottschall, vicepresidente de asuntos médicos de la región de Fairfield de Hartford HealthCare y el Saint Vincent’s Medical Center en Bridgeport.

“Ciertamente soy sensible a las preocupaciones de los padres, pero, como profesionales médicos, podemos mostrarles que toda la evidencia apunta a que esto es seguro para los niños”, indicó Gottschall.

A medida que las cifras de niños de entre 12 y 15 años se estabilizan, ahora existe la preocupación de que podría provocar un aumento en las infecciones por COVID-19, e incluso enfermedades graves, en este grupo de edad.

Un informe reciente de los Centros para el Control y la Prevención de las Enfermedades (CDC) mostró que las tasas de hospitalización por COVID-19 entre las personas de 12 a 17 años “alcanzaron un máximo de 2.1 por cada 100 mil personas a principios de enero de 2021, disminuyeron a 0.6 (por cada 100 mil personas) a mediados de marzo, y aumentó a 1.3 (por cada 100 mil habitantes) en abril.

Entre los adolescentes hospitalizados, casi un tercio requirió ingreso en la unidad de cuidados intensivos y el 5 por ciento requirió ventilación mecánica invasiva. No se produjeron muertes asociadas.

La vacunación generalizada es clave para detener la propagación del virus, de acuerdo con Maura Fitzgerald, portavoz del Departamento de Salud Pública del estado.

“Cualquiera, independientemente de su edad, que permanezca sin vacunar tiene un mayor riesgo de contraer COVID-19 y, como resultado, de sufrir graves consecuencias para la salud. “La vacunación es una herramienta segura, eficaz y poderosa para minimizar la propagación del virus y permitirnos volver a la normalidad”, añadió Fitzgerald.

Gottschall dijo que está de acuerdo en que existe la posibilidad de que aparezcan pequeños brotes de casos de COVID-19 entre los adolescentes, especialmente a medida que más niños regresan a los campamentos y actividades sociales en el verano, ya clases presenciales en el otoño.

Incluso si estos niños no se enferman gravemente, Gottschall dijo que aún pueden ser portadores asintomáticos de COVID-19, lo que permitirá que la enfermedad continúe propagándose.

Hasta la semana pasada, casi 2.2 millones de residentes de Connecticut han recibido al menos una dosis de la vacuna y alrededor de 1.8 millones están completamente vacunados, según muestran los datos estatales.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -spot_img

Ultimas noticias